logo









Eres el Visitante



recreativo




recreativo  

Leonardo Chacón terminó 40 en la tercera fecha del Super Series 2010 en España

No fue el mejor día para nuestro campeón, Leo nos cuenta su anécdota en Korea



06/06/2010


Hoy se desarrolló la tercera fecha del Super Series en Madrid, España. En este evento sólo tienen derecho a participar los 65 mejores triatletas del mundo según el ranking de esta Federación y Leo lleva ya varios años de ser parte de este grupo privilegiado. Para el triatleta liberiano Leonardo Chacón no fue un buen día y terminó en el puesto cuarenta.

En la segunda fecha que se celebró en Korea el siete de mayo anterior Leo logró su mejor posición en la historia de los Super Series en los que ha participado al ocupar la posición número 17. Después de la competencia de hoy en su página de Facebook nuestro amigo Leo comentó " Hola mi gente!! puñaaa que puedo decir jajajajja no me trabajaron las piernas hoy!!!! lo intenté pero no pude!!! les debo unaaa!!! jajjajajaj gracias por el apoyo!!" a cambio recibió muchas palabras de apoyo y agradecimiento de sus seguidores en este medio: "El solo hecho de ser participe de una actividad como esa, ya eres triunfador, y el dia de hoy Dios tenia propositos diferentes con usted Leo, seguro premio a otro que se esfuerza de igual manera que usted, a veces cuando se pierde, se gana, Leo".

Leo viaja hoy mismo hacia Iowa, Estados Unidos para disputar la Copa Mundial de Hy Vee el próximo domingo, nuestros mejores deseos para que pueda hacer un excelente triatlón.



En la página web de su equipo BANSOL-CRC-ENDURANCE Leo cuenta su anécdota de su viaje a Korea en la segunda fecha del Super Series en donde obtuvo el lugar diecisiete, el mejor de su carrera como triatlonista en los Super Series.

Arroz con pollo, Leo 17 en Korea

Antes de viajar al Super Series en Seún Korea, pude estar una semana con mi familia en Liberia , como les conté ahora vivo a 200 kms de ellos en Cartago a 2200 msnm. Estar con ellos me da energía extra, además el calor de mi ciudad es parte de mi inspiración.

Físicamente estuve con sensaciones extrañas pues hice tiempazos en natación y en atletismo mi cuerpo no respondía tan bien pero me dedique ha seguir al pie de la letra lo que Roberto (mi coach) me indicaba y con mentalidad positiva.

Debo confesarles algo, odio los vuelos transoceánicos y esas filas en migración tan largas… pero con antelación programe mi mente para disfrutar de inicio a fin el viaje y hasta me ahorré el transporte de la bicicleta ($200), la aerolínea no lo cobró...

Viajé de Costa Rica a Houston y de ahí a Los Angeles, ahí hice por logística una parada para nadar y correr en el hotel así como descansar correctamente en una camita y comer bien.

Desde Los Angeles tomé el vuelo a Seúl, los entrenos extenuantes hicieron que apenas despegara el avión cayera en los brazos de Morfeo hasta llegar a Seúl. Esto me alivió enormemente pues llegue fresco como una lechuga a Korea.

El aeropuerto de Seúl es gigantesco, tomé mis maletas y después de una amable explicación de un coreanito y de un estudio previo de la ciudad vía google earth llegué al hotel con precisión suiza.

Nada más llegar y salí a correr por la ciudad que es el Centro Financiero de Korea, muy ordenado y limpio, aproveché y localicé puntos de interés como la piscina de entrenamiento. En la tarde fui a nadar y me encontré con mis amigos triatletas Iván Raña y David Hauss. Simplemente esta muy feliz y disfrutando de principio mi estadía allá.

No se me olvida que caminando por esa cuidad donde todo viste en traje entero, un carro me pitaba y pitaba, yo iba vestido con mi pantaloneta de surf en chancletas y gorra, no entendía que me gritaba un koreano enojado "chinfunfa,finfun chopsuey" y era que todo el mundo se reía por mi facha y que se asomaba mi boxer fuera del short.

Pero la buena fortuna estaba por desaparecer, dos días antes de la competencia entrenando en el circuito del ciclismo me caí y tuve una inflamación grande que no me dejaba sentarme siquiera en la bicicleta. Fui al médico de la ITU y me dio un antinflamatorio pues parecía tener dos pares de "aquellos".

Para colmo de males, una de las llantas de la bicicleta tuvo un daño y no tenía como arreglarlo. Contacté al Team Factory Specialized presente en Seúl y me atendieron de manera rápida y eficiente, llevándome de nuevo a la tranquilidad, es muy importante tener un equipo que te apoye.

Comer en Seúl era bastante complicado porque todos los menús eran en koreano y nadie hablaba ingles en los restaurantes de las calles, entonces aprendí preguntando que arroz se dice "pab" pero no pregunte por pollo, para pedirlo tenía que decir pab y hacer como gallina, así que a puro mimo obtenía mis almuerzos, los coreanitos se reían y yo también pero salía con mi pollo.

El día previo de la competencia el dolor de la caída seguía igual pero bueno no había más que borrarlo de la mente y alistarme para el combate.

Competencias como las Super Series me encanta afrontarlas tengo una motivación extra, vengo de un país pequeño que en el mundo pocos conocen pero en el que queremos hacer bien las cosas, me propuse disfrutar y hacer mi competencia inteligentemente.

Me mentalice para no sentir los fríos 13 grados que el agua tenía, pues en mi país el mar es caliente, además imaginé que saldría airoso de lo duro que serían los multi arranques en el circuito del ciclismo: técnico y peligroso, con calles angostas y muchos giros. La mente 100% enfocada y positiva.

Además estaba confiado pues mi amigo Ivan Raña me enseñó como debía agarrar las curvas del recorrido de la competencia y realmente me sirvió mucho sus consejos, él es un campeón en lo deportivo y en su humildad.

El día de la carrera. Desde la primera vuelta de natación pude ver que iba bien colocado a pesar de que todos nos dimos de golpes los 1500 metros completos de natación. Terminando la natación pude ver que Javi Gómez iba muy cerca y eso me motivo a hacer una buena transición para entrar en ese primer grupo tan importante.

Conforme fue transcurriendo el ciclismo, la dificultad del mismo permitió que nos juntáramos casi en totalidad todos los corredores, ahí fue donde supe que corriendo cada segundo vale oro.

Después de una segunda transición lenta de parte mía, empecé a correr buscando puestos, no pensaba en el tiempo ni en los kilómetros que quedaban simplemente cada persona que veía adelante mío iba por ella, cuando faltaban 2.5 k para el final me encontraba en ese top 20 que me había propuesto pero ya iba casi eliminado de fuerzas; en ese momento me percaté de un grupo de 3 corredores delante mío y me tiré de cacería como un lobo; corrí a todo dar sin importar nada porque ya le había ordenado a mi cuerpo que sólo se podía desconectar cuando cruzara la meta. Logré la posición 17, muy importante para mí y casi no me lo creía.

Mis sueños poco a poco se hacen realidad, cumpliendo un objetivo a la vez. De este viaje rescato lo siguiente:

1- Previo a la competencia debes leer tu cuerpo y así saber que hacer.

2- Si Dios te pone un obstáculo no es porque no te quiere ver triunfar, simplemente él sabe que eres lo suficientemente capaz para superarlo.

3- Algo que nunca debe faltar, disfrutar y reír al máximo de cada momento, dejando de lado la competencia, la vida es muy corta y hay que vivirla al máximo.

4- El apoyo que recibo de todos mis amigos y compañeros en Costa Rica y el mundo me acompaña en mi soledad previo y post a la competencia, eso es un combustible poderoso en mi y el cual agradezco de todo corazón.



Para Revista Deportiva Liberiana
Francisco Cruz J.



Logo de Ciclo Taller Frank